• Cuando uses vestidos opta por los de corte imperio, estos que ajustan debajo del busto y empiezan abrir a partir de allí. Estos crean la ilusión de que tus piernas comienzan un poco más arriba y se ven más alargadas. Cuando vayas a comprar este tipo de vestidos, ten presente este tip: el largo debe ser por encima de la rodilla (unos 3-4 cms), nunca por debajo de éstas porque tus piernas se verán más gruesas y esto es precisamente lo que no queremos.
Continuar leyendo